sábado, 4 de abril de 2015

SIN AMOR Y SIN FE ,EL MUNDO SE ESTA ASESINANDO A SI MISMO

El siglo no se hunde por falta de elementos materiales.
Jamás fue el universo tan rico, ni estuvo tan colmado de comodidades, gracias a una enorme y fecunda industrialización.
Jamás hubo tanto oro.Pero el oro está escondido en los cofres blindados, más seguro que en las más profundas cavernas.Los bienes materiales, monopolizados, sirven para matar a los hombres y no para socorrerles. Son una razón más para odiar.
Han convertido en garras, las manos que los tocan, y en jaguares Los cuerpos humanos que los utilizan .Sin amor, sin fe, el mundo se está asesinando a sí mismo .

Leon Degrelle

SEMANA SANTA Y VIA CRUCIS , MERIDA



La Semana Santa de Mérida , declarada fiesta de Interés Turístico Nacional, es uno de los más importantes acontecimientos religiosos y culturales de la ciudad, atrayendo cada año a miles de visitantes a la capital de Extremadura, para contemplar el paso de las distintas hermandades y cofradías por las calles del casco histórico, Patrimonio de la Humanidad.
Los primeros datos que poseemos de los desfiles procesionales en la ciudad se remontan a la época visigoda según se relata en el Libro de los Padres de la Iglesia de Mérida.Se tiene constancia de la organización de desfiles desde la Catedral de Santa Ierusalem (actual Catedral de Santa María la Mayor) hasta la Basílica de Santa Eulalia.


En la Semana Santa de Mérida, destaca y sobrecoge el Vía Crucis con el Santísimo Cristo de la O en la madrugada del Viernes a Sábado Santo, en el Anfiteatro Romano. Un acto religioso único en el mundo que es presenciado por miles de personas en un absoluto silencio y recogimiento.La celebración comienza con un desfile procesional que traslada la imagen medieval del Cristo desde la Concatedral de Santa María hasta el Anfiteatro Romano